República Argentina: 5:50:18am

A tal efecto, las hipótesis mediante las cuales pretendo hacer presente mis observaciones sobre el particular son las siguientes: 1) Las DPDN 2009 (Nov), 2014 (Dic) y 2021 (Jul) son similares en su esencia: Empleo operacional solo en el Marco Externo y contra FFAA extranjeras (omite participar contra las Nuevas Amenazas ONU – OEA y contra casos de conmoción interior por efectos de las personas); Participar en la defensa común de AL (utopía mientras la ARG adhiera a Cuba, Venezuela y Nicaragua); 2) La Ley de Reestructuración de 1998 carece de presupuesto plurianual. El FONDEF va camino de resultar otra utopía; 3) Los haberes militares son inferiores a los de las FFSS y Policiales y la “jerarquización” no coincide según la Ley 19.101/1971 (modificada) en vigencia. 

Al MINDEF poco le importarían las capacidades necesarias para el cumplimiento de la misión esencial del Instrumento Militar (IM) en el marco de la Defensa Nacional  y como “última reserva a disposición” para contribuir a la Seguridad interior. También resulta interesante conocer que:

El Dr Marcos AGUINIS hizo esta apreciación: “… las FFAA podrían ser suprimidas, transformadas en pequeñas o dejarlas como están; dependerá del presupuesto a asignarles…” (En “Nueva carta esperanzada a un General”, Sudamericana 1990).

El Dip Nac Juan P CAFIERO dijo que “… el proyecto para las FFAA de aumento presupuestario es para instituciones anacrónicas… (Clarín, 17 Dic 1997).

En La Razón del 25 Jul 2001 se registró que “… las FFAA sufrieron una drástica disminución de su presupuesto bajo el gobierno de ALFONSÍN, MENEM y de la RÚA… ha llegado la hora de un replanteo profundo…”.

El Mtro de Defensa, Dr Horacio JAUNARENA, expresó que “…Estamos avanzando… no hay defensa peronista y defensa radical…” (Canal TN, 6 Ene 2002).

También, que han pasado TREINTA y SIETE años, desde 1983, sin que se haya efectuado el “replanteo profundo” que hubiera dado con el IM (organización conjunta de las FFAA) apto para cumplir con la misión esencial de las FFAA (asegurar los espacios nacionales y el ordenamiento constitucional) y con las subsidiarias (requerimientos ONU – Participación en el SINAGIR/2011). Y aumenta mi desazón al recordar que ALEMANIA construyó su nuevo ejército entre 1955 y 1992, o sea…¡en TREINTA y SIETE años!

En mi opinión, el despropósito que afecta al estado de las FFAA tiene dos lecturas inseparables en toda consideración:

El RESENTIMIENTO contra el factor militar, desencadenado a partir de la Ley 25.779/ 2003, actitud que resulta “…más grave que los Pecados Capitales y es promotor de la hipocresía y la venganza…” (Gregorio MARAÑÓN, España, 1939), porque “… aisla y petrifica al resentido, destruye el tejido social y distorsiona la realidad…” (Juan J LÓPEZ IBOR, España 2006)  

La ausencia total de PENSAMIENTO ESTRATÉGICO para establecer políticas de Estado  hasta de largo plazo en Relaciones Internacionales y Militares.

Luego, no hay avance alguno que permita apreciar que el ajuste del IM vaya a satisfacer todas las necesidades probables de la Defensa Nacional (Externas e Internas). Ni que se vaya a lograr un “IM Combinado para una defensa común latinoamericana” al haberse desintegrado la UNASUR,  que integraban al menos trece países sudamericanos hasta 2019, 

El estado actual de las FFAA no estaría muy alejado de las siguientes suposiciones:

La capacidad del poder aéreo de la FAA es insuficiente e inadecuada.

La ARA pasa por serias dificultades en  la Flota de Mar, en la Aviación Naval y en la Infantería de Marina. 

Las dotaciones de Personal en el EA no alcanzan para completar el nivel del Cuadro de Organización de la Unidad y Gran Unidad de que se trate; no están definidas las situaciones de las Reservas y de Movilización; la movilidad táctica  aérea está muy comprometida así como las dotaciones de municiones por día de combate. 

La producción nacional para la Defensa resulta absolutamente insuficiente.

Conclusiones:

El RESENTIMIENTO proveniente del “enamoramiento de la retórica setentista” que dio lugar al acoso de las FFAA, en particular al EA, se proyecta sobre estas consideraciones e impide que haya un avance decidido hacia el futuro: ¿Será que se considera que parte de las FF.AA de la ARGENTINA actuaron en forma más indigna que las de ALEMANIA en la GM II? ¿Es razonable medir de igual manera el resultado de una guerra de expansión respecto de otra para derrotar a la insurrección que pretendía instalar “el socialismo revolucionario”, tan extraño a la CN 1853 y a sus modificaciones de 1994? 

No resulta razonable haber dejado transcurrir TREINTA y SIETE años sin ajustar la organización y el funcionamiento del IM a las necesidades de un planeamiento estratégico militar conjunto que incluya hasta el largo plazo (mínimo diez años). 

La dimensión del ajuste a realizar requiere de un presupuesto plurianual. El FONDEF no tiene miras de hacerse efectivo. Lo mismo la actualización de la “jerarquización”. 

Tanto el PEN como el Congreso de la Nación, deberían atender a lo dispuesto por la Constitución Nacional en el Art. 75, N° 27. 

Mientras la conducción política no defina el destino histórico del País, la integración al pretendido sistema latinoamericano de defensa común seguirá siendo una utopía. 

C.A.B.A, 26 de Noviembre 2021

 Fdo: CR (R ) OEM Lic Rodolfo Mazzino

Más Leídas